Reseña: A mí este siglo se me está haciendo largo, de Luis Piedrahita


¿Por qué el palo de la escoba es más largo que el palo del recogedor? La respuesta a esta y otras preguntas delirantes en el esperado nuevo libro de monólogos de Luis Piedrahita. «Hola, jovenzuelos: Soy Luis Piedrahita y quiero presentaros el libro más divertido del siglo XXI, A mí este siglo se me está haciendo largo. En él escribiré sobre el queso. ¿Que qué es eso? Eso es queso. Escribiré sobre las tapas de los retretes. ¿De qué va este capítulo? Va de retretes, Satanás. Escribiré sobre las bayetas y los trapos, y explicaré cómo todo trapo atrapa todo. Escribiré sobre el marisco, pues del mar más arisco sale el mejor marisco, y escribiré también sobre el estornudo y el hipo, tan diferentes y a la vez tan distintos. En definitiva, escribiré sobre todas aquellas cosas que demuestran que este siglo ha empezado equivocándose, trastabillando, y que se nos va hacer muuuuy largo…


 
No hace mucho os traje la reseña de otro libro de Luis Piedrahita, Dios hizo el mundo en siete días… Y se nota, y, como este me había gustado, decidí leerme el último que ha publicado, sobre el que había visto mejores críticas. De nuevo nos encontramos con un libro-recopilatorio de monólogos del humorista, aunque que tocan muchos más temas que en el otro libro (lo que se agradece). Como ya he dicho, me encanta este hombre y creo, sinceramente, que se ha superado. Todos y cada uno de los monólogos me han gustado y con la gran mayoría me he reído. Tengo el iBooks lleno de notas con fragmentos resaltados y con comentarios que me asaltaron en el momento de la lectura.
Tenemos estructurado el libro en varias partes, con textos relacionados entre ellos: En la calle, en la oficina, en casa… No podría elegir uno, pero sí que tengo frases en abundancia para que os deleitéis (disculpadme si esta reseña pierde un poco de coherencia, pero estoy escribiéndola y dividiendo mi atención entre la televisión y el blog… Y no es una idea brillante).
La vida no es otra cosa que una sala de espera. Esperas para hacer la digestión y poder bañarte en la piscina, esperas que ese día baje a la piscina la chica que te gusta, esperas a que te conteste un whatsapp, esperas para sacarte el carné de conducir y, cuando lo tienes, la esperas en el portal, esperas que llegue la noche perfecta, ella se queda en estado de buena esperanza, os desesperáis un poco pero al final la esperas en el altar, esperas a que esté libre el cuarto de baño, esperas para ir al médico y, un día, sin que nadie se lo espere, te mueres.
Este primer fragmento pertenece al primer monólogo, Las salas de espera, que se engloba dentro de una categoría denominada Por la ciudad. Nos lleva en un recorrido literal y metafórico a través de las salas de espera de la vida, de los aeropuertos, de los médicos, de Hacienda… Sobre dónde sentarse, hablar o no hablar, qué leer, y asuntos similares. El texto que os he puesto es el cierre del monólogo y es uno de los mejores de todo el libro. 
Al principio una madre sabe de tecnología más que un hijo, pero eso cambia. Acércate a tu madre y dile: “Mamá, cierra la ventana, que se me va el wi-fi”. La cierra con la misma ilusión que un niño que arregla un melón con una llave inglesa. Luego dile que era una broma y dale besos.
Este segundo extracto lo encontramos en el monólogo Las cajas de herramientas, dentro del apartado En la casa. Aunque no lo parezca, lo que hace es mostrar su frustración por ese hobby de los niños pequeños de arreglar cosas, a los que los padres solían darles cualquier cosa para que la reparasen, por ejemplo, con un palillo. Me ha hecho especial ilusión, porque yo de pequeña estaba obsesionada con las herramientas, y mi padre me regaló un cortasetos de juguete y una lijadora a la que le había cortado el cable. Y yo iba con mi cortasetos, y claro, eso no cortaba nada 😦
La gente hace cosas bajo los efectos del alcohol de las que luego se arrepiente. Gente que primero bebe mucho y después… Mea culpa
Este otro es también el comienzo de un monólogo, El mueble bar, que podéis localizar en Temas de comida, me ha hecho gracia. Creo que es un buen juego de palabras, aunque el monólogo es de los que menos me ha conseguido enganchar.
Beber de un vaso tiene el mismo glamur que beber de un porrón, de una boca de riego o de un bidé. Es decir: ninguno. Por eso las clases refinadas han tenido que inventar la pajita, porque chupar es mucho más elegante. No hay más que fijarse en reyes y aristócratas para darse cuenta que casi no hacen otra cosa.
Para terminar, el cuarto fragmento, perteneciente a Las pajitas, también en Temas de comida, que le hace un guiño a la actualidad “corrupta” que nos rodea. No hay gran cosa más que añadir, pero el monólogo no tiene desperdicio.
En general, todo el tema sigue el guión de arriba, con frases buenas, que hacen pensar o reír inmediatamente, un desarrollo mejor en unos casos que en otros, y un ¿Sabías qué…?, que se encarga de cerrar cada monólogo. Algunos tienen información verídica y entretenida y, otros, son como una extensión humorística del tema tratado. Ejemplo.
¿Sabías qué…?

Circular, etimológicamente, viene de círculo que a su vez viene de circo y de culo. ¿Lo sabías? Pues es mentira.

En resumidas cuentas, igual que dije con la anterior obra de este hombre, este libro me ha gustado, los monólogos me parecen geniales y los temas tratados, muy divertidos, que te hacen pasar un buen rato y que se leen en un pisplás. Lo empiezas y ¡hala! ya te lo has terminado. Os lo recomiendo encarecidamente, para leer cuando os plazca, como lectura principal, complementaria o, como bien decía Mangrii, del blog Boy with Letters, en la reseña de su otro libro, para  leer un monólogo o dos cada noche, antes de dormir.

¿Habéis leído el libro? ¿Qué os parecen sus monólogos? ¡Soy toda oídos!
Anuncios

28 comentarios en “Reseña: A mí este siglo se me está haciendo largo, de Luis Piedrahita

¿Quieres comentar algo?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s